Muchos desconocen que el internet nació como un proyecto militar del cual no existen datos acerca de su fecha de creación, su desarrollo se fue dando por etapas, tenemos reseñas que señalan que aproximadamente desde 1958 se empezaron a realizar investigaciones avanzadas en el área de comunicaciones, en otros portales nos aseguran que para el año de 1969 en plena guerra fría, Estados Unidos quería asegurarse de

permanecer comunicado en el eventual caso de un ataque nuclear; por lo tanto encargó a un grupo de científicos para crear una red que asegurara la comunicación en condiciones especiales y como muchos de los inventos, terminó siendo de mucha utilidad para la comunidad en general. El internet fue creado como un sistema de intercambio de archivos y mensajes al que llamaron inicialmente Arpanet, posteriormente en el año 1974 fue lanzada una versión comercial a la que llamaron Telenet.

Sin embargo, varios portales coinciden en que el principio de la década de los ochentas es marcado como el inicio del internet, dado que empezó a ser accesible al público en general, por ejemplo, en universidades, empresas comerciales y grupos de investigación, dejando de ser un recurso exclusivo de las fuerzas militares. Fue tanto el impacto de este nuevo invento que rápidamente se crearon empresas digitales, se disparó la producción de ordenadores, reduciéndose su costo e incrementando su disponibilidad en un grupo de personas cada vez más interesadas en esta nueva herramienta. El internet facilitó el desarrollo de nuevos adelantos tecnológicos, tales como navegadores, motores de búsqueda y herramientas de comunicaciones entre otros.

Entre los años 1995 y 2000 se presentó la gran crisis asociada al internet, debido a la repentina creación de empresas .com que recibieron grandes cantidades de inversionistas sin tener un buen plan de negocios como respaldo, lo cual no permitió asegurar su estabilidad en el tiempo y provocó cierres masivos con impactos negativos la bolsa de valores. Nasdaq se afectó fuertemente, pero la situación del mercado bursátil logró sobreponerse de manera rápida y oportuna.

Llega el nuevo milenio y viene acompañado del auge de la maravilla del internet, se incrementa su utilización en la cotidianidad y aparecen las redes sociales. En sus inicios estuvieron Six Degrees, Friendster y My space, para el año 2004 Mark Zuckerberg crea Facebook, más adelante surgieron Twitter, Instagram, Linkedin, Youtube, entre otros, los cuales se mantienen aún vigentes.

Hoy en día, tenemos una dependencia absoluta de la Net, la necesitamos para tareas básicas, para movilizarnos, para realizar nuestro trabajo, para compras y ventas, para divertirnos, en fin, no visualizamos una vida sin ella. Con el desarrollo tecnológico que avanza a pasos agigantados podemos concluir que cada día nuestras tareas se van a simplificar y nuestra productividad será mayor gracias a la interconexión de las personas; hoy día prescindimos de los trámites personales, casi todo lo podemos hacer vía internet, viéndonos obligados a confiar en esta herramienta y aprovechar todas las ventajas que ella ofrece.

Una de esas ventajas tecnológicas son las plataformas transaccionales, que están logrando su posicionamiento en la comunidad digital y se proyectan como una de las herramientas que mayor beneficio le brindará a las personas para la obtención de créditos digitales, pagos en línea y trasferencias de dinero. ¿Que nos depara el futuro en este tema? Es una pregunta que debemos hacernos y que seguramente tendrá como respuesta algún desarrollo tangible que se vaya a presentar en alguna feria de tecnología o algún proyecto que se esté implementando en algún laboratorio digital, lo que te imagines, ya casi está en el mercado.
(Marketing Directo, 2013)

Escrito por Marta Montero Gómez

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?